El Sikyong se dirige a los miembros del Parlamento japonés, en Tokio

 

Tibet.net | 15 de febrero de 2017

Tokio: El líder político tibetano, Dr. Lobsang Sangay, recibió ayer un gran aplauso cuando se dirigió a los miembros del Parlamento japonés en la Dieta Nacional (Congreso), en Tokio.

En su discurso introductorio, Shimura Hakubun, ex Ministro de Educación y actual Presidente del Grupo Parlamentario Japonés de Apoyo al Tíbet, subrayó la necesidad de apoyar la preservación de la cultura budista del Tíbet, la que, dijo, está expandida en todo el mundo y es eficaz en tratar conflictos en el mundo.

Describiendo a Japón como el país que respeta los derechos humanos, la democracia y la moralidad, Yoshiko Sakurai, una veterana periodista y jefa del grupo de investigación, Instituto Japonés de Fundamentos Nacionales, instó a Japón a revigorizar su esfuerzo por apoyar al pueblo tibetano. Ella apeló a los miembros del Parlamento a recibir a Su Santidad el Dalai Lama y al líder político Dr. Lobsang Sangay cada vez que visiten Japón. “Esto enviará un muy importante mensaje a la comunidad internacional” dijo.

Aplaudiendo la creación del Grupo Parlamentario Japonés de Apoyo al Tíbet, el Sikyong dijo que el grupo envía un poderoso mensaje de esperanza y aliento a los tibetanos que sufren represión dentro del Tíbet. El grupo Parlamentario Japonés tiene actualmente 87 parlamentarios y es ahora el grupo parlamentario de apoyo al Tíbet más grande del mundo.

Repitiendo su anterior llamado, el Sikyong instó a los legisladores japoneses a apoyar el Enfoque del Camino Medio de la Administración Central Tibetana en la búsqueda hacia una autonomía genuina para el pueblo tibetano.

Sangay dijo que el Tíbet históricamente fue una nación independiente, pero que actualmente bajo la ocupación china, el pueblo tibetano ha estado sufriendo represión política, marginación económica, discriminación social, destrucción ambiental y asimilación cultural.

 “La Constitución china permite la libertad religiosa y el gobierno chino afirma que hay libertad religiosa en el Tíbet, pero la destrucción de Larung Gar y otros monasterios claramente demuestra que la realidad va en otro sentido,” agregó.

El Sikyong reiteró que el gobierno comunista chino no tiene legitimidad ni credibilidad para reconocer al próximo Dalai Lama.

En su discurso, Sangay también resaltó el problema ecológico de la meseta tibetana. Dijo que en los últimos 50 años, el 50% de los glaciares del Tíbet han desaparecido, y que para el 2100 hay una amenaza de que los restantes glaciares también desaparezcan. Si eso ocurre, habrá una gran crisis en Asia, particularmente en el sur del continente, agregó.

Filed Under: Actualizacion de noticias

Tags: